Ancianato en Apure a punto de cerrar por falta de alimentos

Diciembre 01, 2016

En 1963 fue fundado en Apure, por un grupo de monjas misioneras; el Hogar "Nuestra Virgen de Coromoto". Desde su fundación ha servido como el refugio de muchos ancianos dejados a un lado por sus familiares, personas en condición de calle y que todavía no pasan a ser considerados de la tercera edad, y personas con mal estado de salud pero que no cuentan con los recursos para atenderse ni con el apoyo de familiares o amistades.

Tras 53 años de nobles labores, el Hogar "Nuestra Señora de Coromoto", se encuentra por primera vez en poco más de medio siglo, a punto de cerrar sus puertas debido a la crisis generalizada que atraviesa el país.

Las monjas tienen a su cuidado a 53 personas (ancianos mayores de 80 la mayoría) con diferentes cuadros médicos, y hacen de tripas corazón para poder darle los tres platos de comida cada día y por supuesto para conseguirle las medicinas que cada uno necesita. El ancianato se mantiene de pie, gracias a las empresas privadas que contribuyen con importantes donaciones pero que no son suficiente para la demanda de atención que exige un ancianato, además de las empresas privadas, ciudadanos particulares de buen corazón, también contribuyen donando alimentos o medicamentos, con la intención de hacer un poco más feliz la vida de todos los abuelitos internados en el ancianato.

Las madres piden con angustia ayuda del Gobierno regional (asegurando que nunca la han obtenido) y les solicitan que "por favor, necesitamos dotación de alimentos, pañales, centros de cama, vestimentas y medicamentos, para poder continuar con nuestro trabajo, lo que conseguimos no es suficiente para todo el trabajo que aquí se hace".

Loading...

Lo Más Visto

Loading...