Nuevo intercambio de amenazas entre Corea del Norte y EEUUU

Enero 09, 2017

Corea del Norte y EEUU se han enfrascado en las últimas horas en un enésimo cruce de amenazas a pocos días de que Donald Trump asuma la Presidencia del segundo país y si Pyongyang ha advertido de que podía lanzar un misil balístico intercontinental (ICBM) "en cualquier momento y en cualquier lugar", Washington ha replicado que estaba preparado para derribarlo.

La posibilidad de que Corea del Norte adquiera este tipo de armamento, que nunca ha probado, semeja ser cada día más el primer y mayor desafío al que podría enfrentarse la nueva administración liderada por Trump, toda vez que esa hipótesis supondría que Pyongyang tendría a su alcance la costa oeste de EEUU.

Los ICBM pueden volar un mínimo de 5.500 kilómetros pero algunos tienen la capacidad de alcanzar hasta 10.000 o incluso más distancia, cuando el territorio continental de EEUU se encuentra a unos 9.000 kilómetros. Según un comunicado de la agencia oficial norcoreana, KCNA, un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores indicó este domingo que el "desarrollo del misil balístico intercontinental" forma parte de la respuesta de esa nación asiática ante lo que calificó de "amenaza nuclear cada vez más perversa" de EEUU.

La nueva declaración norcoreana se produce tras la que realizó el máximo líder local, Kim Jong-un, el día 1, en la que anunció que su país se encontraba en "fase final" para conseguir un cohete de esas características, capaz además de transportar ojivas nucleares, algo a lo que Trump respondió con uno de sus habituales tuits diciendo: "¡No ocurrirá!". A las pocas horas de que Pyongyang lanzara su aviso, el mismo secretario de Defensa de EEUU, Ash Carter, replicó en el curso de una entrevista televisiva asumiendo la "seria amenaza" que supondría tal opción, pero dijo que Washington "derribará" cualquier misil que se dirija hacia su territorio o el de sus aliados.

"Si nos amenaza y viene hacia nosotros, o a uno de nuestros amigos o aliados, lo derribaremos", afirmó. Para Corea del Sur, las últimas declaraciones del país rival podrían ser una simple manera de "aumentar la presión" sobre EEUU ante el relevo presidencial, en opinión de Jeong Joon-Hee, portavoz de Seúl, dado que no existe indicación alguna de que tal ensayo sea inminente.

De hecho, la nación norcoreana celebró con un bajo perfil el cumpleaños de Kim Jong-un, que se conmemoraba este domingo, lejos de la cobertura mediática que generó esa fecha en 2014, cuando el jefe de filas de Pyongyang fue felicitado en persona por la antigua estrella de baloncesto Dennis Rodman, que realizó una exhibición en su nombre en la capital norcoreana.

Sin embargo, la espiral en la que se encuentra inmersa la Península amenaza con desbordar su espacio geográfico, ya que el propio Trump no cesa de acusar a China de no ayudar a EEUU para poner freno a la expansión del programa nuclear y de misiles de Corea del Norte. Un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Pekín, Lu Kang, ha reconocido la "profunda preocupación" china ante la posibilidad de que Pyonyang realice un ensayo de un ICBM y ha pedido a ambas partes que "se abstengan de escalar la tensión".

Loading...

Lo Más Visto

Loading...