Sebin detuvo a cuatro periodistas por tomar fotos a obras Odebrecht en Zulia

Febrero 11, 2017

Los periodistas estaban recopilando información en la obra inconclusa: el Puente Nigale, que fue inaugurada en 2005, y que está dentro de las obras que debió hacer Odebrecht en Venezuela.

Luego de haber sido detenidos arbitrariamente por la policía política Sebin por más de nueve horas, los periodistas y coordinadores del capítulo zuliano de la Organización No Gubernamental Transparencia Venezuela, Jesús Urbina y María José Túa, así como los comunicadores brasileños de la televisora Rede Record, Leandro Stoliar y Gilzon Souza de Oliveira, fueron liberados la noche de este sábado.

Los comunicadores fueron detenidos este sábado por el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin) cuando recopilaban información en las instalaciones donde se construiría el Puente Nigale.

“La comisión del Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional los detuvo en horas del mediodía y escoltó hasta su sede en Maracaibo para tener una entrevista. Al llegar les quitaron los teléfonos celulares”, señala un comunicado de Transparencia Venezuela.

El viaducto, del que estaba a cargo la empresa brasileña Odebrecht, había sido prometido por el fallecido presidente Hugo Chávez el 24 de noviembre de 2005 y se esperaba su inauguración para 2010.

“Yo dije que tenía que ser en Maracaibo, en Zulia, donde se hiciera un puente mollejúo, que va a pasar no por encima sino por debajo; además, con un tren”, dijo Chávez en su programa Aló, Presidente.

La empresa brasileña estaba encargada de la ingeniería, procura y construcción de 42 kilómetros de obras viales y de la estructura de cruce para tráfico mixto rodo-ferroviario de 11,81 kilómetros, con un tablero vial de 25 metros de ancho para dos canales más hombrillo en cada sentido y un tablero ferroviario para dos trochas. La obra se completaría con un costo total de 2.000 millones de dólares.

En 2014, según el medio zuliano Panorama, el proyecto recibió un aporte adicional de 1.385 millones de bolívares, provenientes del Fondo Chino, que fueron destinados a pagar una deuda que el Ejecutivo mantenía con Odebrecht, empresa encargada del proyecto.

El presidente Nicolás Maduro se comprometió la semana pasada a terminar las obras inconclusas de la constructora, que según el diputado opositor Julio Montoya ascienden a 20.000 millones de dólares.

Según la declaración del expresidente de la firma Marcelo Odebrecht, actualmente encarcelado, Venezuela es el segundo país de América Latina en el que la constructora pagó más sobornos (98 millones de dólares), solo por detrás de Brasil.

Con información de AFP

Loading...

Lo Más Visto

Loading...