Dictadura niega a familiares visita a estudiantes de la Upel presos en El Dorado

Julio 10, 2017
Violación DDHH Venezuela Presos Políticos

Una más de la dictadura madurista: después de 18 horas de viaje desde Maracay (Aragua) hasta Tumeremo (Bolívar), familiares de cinco de los 11 privados de libertad de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador (UPEL), recluidos en el centro penitenciario El Dorado, regresaron con el sinsabor de que les negaron la visita, publica Correo del Caroní.

El argumento sigue siendo el mismo: un proceso de adaptación por el cual deben esperar 30 días, contados a partir de la fecha de ingreso, para poder recibir las visitas y solo de mujeres que, por cierto, deben pasar por el mismo procedimiento de revisión que hacen en cualquier cárcel en Venezuela.

Fueron seis familiares y allegados, entre madres, un hermano y la novia de uno de los jóvenes apresados, quienes fueron recibidos en Tumeremo por el diputado al Consejo Legislativo del estado Bolívar (CLEB), César Ramírez; miembros del Movimiento Ciudadanos; los alcaldes Carlos Chancellor (Sifontes) y Coromoto Lugo (El Callao) y el concejal Osberth Bernal.

A pesar de no permitírseles la visita, fueron recibidos todos los insumos llevados a los jóvenes, en su mayoría donados por la sociedad civil guayanesa durante la recolección hecha por el Movimiento Ciudadanos durante el Concierto por la Paz.

La travesía

Ya las horas de viaje fueron una travesía. No todos contaban con los suficientes recursos para el traslado, pero unos con otros se ayudaron con los pasajes y con la comida. Ya tenían la advertencia de que no las dejarían ingresar, pero aun así, en medio de lágrimas, no perdían las esperanzas por al menos tener constancia de que los muchachos estaban bien.

Cuántos días se quedarían? Los que fuesen necesarios. ¿Que hay que cruzar el río Cuyuní en curiara? No les importó. Y así fue. De Tumeremo, la travesía continuó hasta El Dorado. Antes de atravesar el río, todos se tomaron unos minutos para escribir cartas a los familiares.

Al cruzar el río bajaron todos los insumos, entre alimentos, medicinas, artículos de higiene y colchonetas: todo aquello que estaba permitido ingresar al centro penitenciario.

Por ser un domingo, día de visita, afuera del centro destacaba una cola de mujeres, todas vestidas de jeans y franela blanca, la ropa exigida como norma para el ingreso de visitas familiares a la cárcel, cuyo horario es de 8:00 de la mañana a 4:00 de la tarde, los viernes, sábados y domingos.

Ya sabiendo el proceso y con la colaboración de los alcaldes Chancellor y Lugo, y el diputado Ramírez, optaron por dormir esa noche en Tumeremo y regresar a Maracay al día siguiente, aun con la esperanza de que más temprano que tarde sea revertida la medida contra Sergio Guevara, Álex González (presidente de la Federación de Estudiantes), Enger Matute, Yoneiker Grajirena, Richard Suárez, Ángelo Sangroni, Abraham Quiroz, Kevin Rojas, José Valdivia y Boris Quiñónez.

Las condiciones

Por la experiencia de los estudiantes de Ciudad Guayana y Ciudad Bolívar, entre los principales insumos llevados fueron agua, medicinas, papel higiénico, artículos de higiene, avena, cereales y galletas. La ropa amarilla y el corte rapado no es la excepción para ellos.

Por otra parte, parientes de los jóvenes apresados recordaron las circunstancias de las detenciones: en una violación a la autonomía universitaria, la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) ingresó a la casa de estudios. No solo aprehendió, sino que agredió a las víctimas, incluyendo mujeres, entre ellas la madre y la esposa (embarazada) de Abraham Quiroz.

Sobre este último se conoció sobre su delicado de estado de salud, consecuencia de los golpes que habría recibido durante su reclusión en Maracay, al igual que el resto de los arrestados. La última agresión antes de su traslado a El Dorado, se habría dado por encontrársele un teléfono celular. El castigo: más golpes.

El hecho es que trascendió que ahora Quiroz estaría tosiendo sangre, desconociéndose si es por la lesión en tres costillas o se deba a una afección pulmonar.

Lea el reportaje completo en Correo del Caroní

 

Loading...

Lo Más Visto

Loading...