La Fiscal General, el esposo y sus intereses psuvistas

POR JOSÉ LUIS CENTENO - VENEZUELA - 17 MAR 2017, 6:49 A.M.

Pregonando seriedad, objetividad y transparencia, Luisa Ortega Díaz, Fiscal General de la República, ha generado una matriz de opinión antagónica, cuyo eje es la polémica, la diatriba, como instrumento para hacer pasar por debajo de la mesa la filiación e intereses psuvistas de ella y su esposo, German Ferrer, Diputado a la Asamblea Nacional. Ambos, no solo militan en el partido de gobierno, el PSUV, forman parte de su cúpula corrupta, y, como tal, ambicionan su permanencia en el poder, para ejercerlo con la misma arbitrariedad y desparpajo de la que fue víctima el funcionario policial que usó una expresión coloquial, de uso extendido en el país, al dirigirse a la Fiscal.

Quizás ante el mundo, la Fiscal General pueda decir que garantiza el respeto de los derechos y garantías constitucionales en los procesos judiciales, que vela por los derechos humanos y el debido proceso, que todas las actuaciones de su Despacho responden a investigaciones serias, objetivas. Llegando a sugerir, ante instancias internacionales, la creación de un nuevo Código Penal y una amplia política para la prevención social del delito. Mientras su esposo, el diputado chavista Germán Ferrer, como conductor del Programa “Criterios”, transmitido por Globovisión los días domingos de 10:00 a.m. a 11:00 a.m., fingiría ser ecuánime, neutral, ante la opinión pública; igualmente cuando participa en el programa “Análisis Político” transmitido por el mismo canal.

Todo se trataría de estrategias mediáticas, encuadradas en la política comunicacional del Estado Tirano, aguas abajo, la Fiscal General y su esposo, desarrollarían acciones directamente relacionadas con el quebrantamiento del hilo constitucional, con la ruptura total del orden democrático. No se trata de complicidad ni de consentimiento, aúpan la monstruosa corrupción, la “crisis de INCOMPETENCIA” y la no menos alarmante vulneración de derechos humanos, como artífices de un régimen arbitrario, serían lobos vestidos de oveja que han llegado al extremo de embaucar a comunicadores sociales para que metan las manos en el fuego por ellos, en especial por la Fiscal General, divulgando contenidos informativos y de opinión según los cuales ahora el Ministerio Público estaría en contra de los consabidos atropellos del régimen. Nada más alejado de la realidad.

La Fiscal y su esposo, siendo de la cúpula corrupta, no podían excluirse de los negociados con que se habrían enriquecido, teniendo un vértice, “asegurar lo reales”, como acostumbraría decir German Ferrer en su oficina de la Asociación Nacional de Redes y Organizaciones Sociales (Anros), desde donde brindarían asesoría y protección a grandes amigos y camaradas, particularmente a quienes han usufructuado del erario público Venezolano, delante de la justicia, sin tener ningún tipo de problemas, como por ejemplo: Diosdado Cabello Rondón, Majed Khalil Majzoud, Alejandro José Andrade Cedeño, Víctor Vargas, Pedro Torres Ciliberto, Leonardo González Dellán, Eudo Enrique Carrullo Perozo, Baldo Sansón, Armando “el pelón” Capriles Capriles, Samark José López Bello, Leopoldo Eduardo Castillo Bozo, Eligio Cedeño, Miguel Antonio Mouawad Mawad y Rafael Ramírez, entre otros como Wilmer José Ruperti González y Raúl Antonio De la Santísima Trinidad Gorrin Belisario, German Ferrer sacó al aire su programa “Criterios” en el “Canal i” propiedad de Ruperti, el cual continuaría trasmitiendo gracias a Gorrín por Globovisión; sin olvidar a Julio León, por quien intercederían para que el TSJ desestimara una denuncia que lo vinculaba con el narcotráfico, porque en el máximo tribunal tienen grandes amigos como Maikel Moreno.

A todos habrían ayudado, asesorado, por ser amigos y camaradas, compañeros de partido, allegados del difunto y fieles al heredero, para sortear escollos ante la justicia nacional e internacional, incluso, compartirían el gusto por el negocio aeronáutico desde República Dominicana con el actual Presidente del TSJ. La Fiscal General ha tramitado maliciosamente los expediente de todos los presos políticos y benévolamente aquellos concernientes a personeros como la Ministra Eugenia Sader y su hijo, como corresponde a su condición psuvista y, en consecuencia, actuaría fraudulentamente en defensa de los intereses del régimen, resultando obvia su parcialidad estando frente a un órgano del Poder Moral convertido en apéndice del PSUV, por lo cual le queda mal ese papel que ella y su esposo se empeñarían en posicionar ante la opinión pública nacional presentándose como honestos, ecuánimes e independientes.

Loading...

"Facetas de la justicia de emergencia" por José Luis Centeno S. (@jolcesal)

POR JOSÉ LUIS CENTENO -VENEZUELA - 21 JUL, 8:10 P.M.
En momentos cuando el régimen de Maduro se esfuerza por desacreditar la Consulta del 16J, porque su efecto contundente trae consecuencias políticas definitivas, nos da un anticipo del fraude constituyente ordenando al TSJ y a la Vicefiscal de facto poner en práctica el “Plan de Justicia de Emergencia”

"Medida anula sentencia de @leopoldolopez" por José Luis Centeno / @jolcesal

POR JOSÉ LUIS CENTENO -VENEZUELA - 15 JUL, 7:59 A.M.
Que Maduro haya decidido darle una medida humanitaria a Leopoldo López, además de resaltar debilidad y subterfugio en quien otorga, no en el beneficiario, aumenta la ilegitimidad del régimen, ya que es irrita, por lo ilegal.

"163 Período de Sesiones de la @cidh" por José Luis Centeno / @jolcesal

POR JOSÉ LUIS CENTENO -VENEZUELA - 05 JUL, 7:55 P.M.
Nos encontramos en el 163 Período Extraordinario de Sesiones de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) celebrado en Lima, desde el lunes 3 hasta el viernes 7 del presente mes, a invitación del Estado peruano.

"Crimen organizado psuvista" por José Luis Centeno / @jolcesal

POR JOSÉ LUIS CENTENO -VENEZUELA - 29 JUN, 5:56 A.M.
En tiempos de confrontación, cuando la dictadura de Nicolás Maduro pugna por legitimarse con la fraudulenta constituyente, su talante criminal se hace más patente; Rafael Guerra Ramos, en el semanario La Razón, destacó su “vocación criminal”;